¡Oremus…!

El Sumo Pontífice ha dicho:

(…) “Tenemos que aprender a ser intransigentes con el pecado, comenzando por los nuestros, e indulgentes con las personas”, ha añadido el pontífice, quien ha invitado a los fieles a “aprender de Jesús y no juzgar y condenar al prójimo”.

Si es que… ¡¡donde las dan, las toman!!

A ver si tras estas declaraciones, cargadas de amor, misericordia y “buen rollito” la Iglesia Católica deja en paz a los homosexuales, a las mujeres que quieren abortar, a los matrimonios que se divorcian, a las familias homoparentales, a los matrimonios homosexuales, a las adopciones de niños por parejas del mismo sexo… porque todos queremos y tenemos (todos, estimado Bene) que aprender de Jesús, que era santo y misericordioso, y no juzgar al resto del prójimo.

Ustedes, pues, a lo suyo, a evangelizar la palabra de Dios, pero sin joder… que ya bastante han jodido a muchos (y en todos los sentidos de la palabra).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s